¿Quién ha dicho que la clave está en las palabras?

Mala, mala,… Malasaña.

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 02/10/2014

Parezco tonto. No contento con pegarme el madrugón para ir a trabajar, me tiro la kilometrada de camino al curro amargándome el día desde temprano escuchando los programas matutinos de radio llenos de indecentes noticias, indecentes datos sobre la realidad local y global que nos abruma e indecentes tertulianos que nos la explican.

Menos mal que algunos días triunfa el sentido común y el viaje se acompaña de otros sonidos. El dial pega un vuelco y me soprprendo a mí mismo con joyas como esta.

Malasaña, 2 de Mayo, poco importa de qué año.

Tagged with: , ,

Los títulos

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 16/10/2013

Cuando nació este blog hoy moribundo, todo era más fácil. Se agolpaban las ideas, poco consistentes eso sí, en la cabeza del autor y no faltaban las ganas de mandarlas al aire virtual.

Tan sólo hubo una dificultad en su nacimiento y se resolvió como el resto de su desarrollo: de forma poco meditada y sin pensar en que la decisión, buena o mala, iba a ser perdurable y difícilmente sujeta a cambios.  Para más inri, algunos comentarios de ciertos lectores hicieron contravenir esa norma no escrita de la perdurabilidad y provocaron, una vez más de forma precipitada, un cambio que como no podía ser de otra manera se tomó en una dirección no acertada.

Del mal título “La clave está en las palabras”, se pasó al aún menos afortunado “¿Quién ha dicho que la clave está en las palabras?

Y de aquellos polvos, estos lodos (qué bien suena esta frase descontextualizada): los posts que fueron “adornando” el blog no reflejaban ni por asomo, ninguna relación con su título, excepto en contadísimas ocasiones.

Por todo lo anterior, hoy vamos a intentar redimirnos con un vídeo que, de manera quizás colateral, hable de palabras, de importancia y de los “quienes”.

http://www.youtube.com/watch?v=TDzuqZh5tu0

Tagged with: , ,

Naciente

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 06/05/2013
Tagged with: , ,

Cinco de ciento sesenta y ocho.

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 02/05/2013

Decía algún pensador con tiempo y ganas de pensar y de pasear que nunca debemos confiar en una idea que no se nos haya ocurrido mientras caminamos. Traída la frase al terreno que pisamos algunos (las pistas, los caminos, las carreteras que transitamos corriendo) alguien con proyección mediática modelaba a su conveniencia la idea y lanzaba a las ondas radiofónicas la siguiente teoría: Corriendo se nos ocurren las mejores ideas, las soluciones a problemas que nos angustian y la cabeza funciona mejor cuando las piernas están ocupadas colocando un pie por delante del otro alternativamente.

No sé si será verdad (aunque me temo que sí). Lo que me da rabia es que raramente sobrepaso las cinco horas semanales corriendo. Ciento sesenta y tres horas cada siete días en las que vete tu a saber en qué estaré pensando.

Tagged with: , , ,

Toneladas de poesía

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 23/04/2013

Habla José Manuel Caballero Bonald del valor consolador de la poesía, pues por experiencia sabe que “ayuda a defenderse contra las ofensas de la vida”. Cree también que “la poesía ayuda a no decepcionarse del todo”.

Cargamentos de poesía. Tráfico intenso de barcos contenedres de poesía. Menos rutas de la seda, del narcotráfico, del bacalao y más caminos para la poesía.

Tagged with: , , ,

Reformas

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 10/03/2013

Compré uno de esos armarios de plástico y lo monté en el trastero. Hecho esto, sólo quedaba recoger parte de mi identidad, sacarla de casa y guardarla en el armario. Espero que no se vaya poniendo demasiado negra con los humos de los coches que entran y salen del garaje.

Por cierto: elegí el modelo con cuatro baldas corridas de extremo a extremo. El que no tenía escobero.

Tagged with:

Palabras. ¡Muy frágil!

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 15/02/2013

(…) El asunto era algo intrascendente. Ni siquiera recordaba de qué estaban hablando, conmovida ella  misma por el efecto de la exclamación. Tenía que acostumbrarse a aquel hombre que mantenía una tensa relación física, de permanente estar en vilo, con las palabras. Que vivía en un estado de extrema alerta con el lenguaje.(…)

(…) Aquel hombre se movía entre el silencio y una precisión de entomólogo a la hora de utilizar una palabra, y fue comprobando que eran muchas las que por algún motivo le causaban emoción o conflicto. Se podía decir que las veía, las palabras. (…)

La biblioteca

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 19/01/2013

Existe una novela cuya sola visión o recuerdo me produce una tristeza infinita. La he leído dos veces: la primera llegó a mis manos por casualidad y, sin querer,  tuvo cierto efecto terapeútico. La segunda lectura llegó catorce años más tarde tras buscarla premeditadamente en una biblioteca. La leí sólo de forma “oblicua” (ya “me la sabía”) y, al contrario que la vez anterior, su efecto fue más que lacerante.

Ayer he pasado media hora en la biblioteca que hay junto a mi casa, un reducto de actividades de lo más diversas y un lugar con una afluencia agradablemente sorprendente atendiendo a su naturaleza. A la vuelta, trasteando con el móvil se me ocurrió escribir el siguiente tuit: Hoy en día, en las #bibliotecas se hace de todo además de leer libros. Y no es ningún reproche sino todo lo contrario. Hay vida en ellas.

Me llevé dos libros prestados. Uno de ellos era Los libros arden mal, de Manuel Rivas. El otro, uno del que sólo me interesaban las veinte últimas páginas, las que relataban algunas experiencias personales sobre el mundo del correr (de carbohidratos, fartleks, isquiotibiales y ritmos, esta vez tocaba pasar).

Catorce horas después del préstamo de libros y con una noche de por medio me he escuchado decir a mi mismo en una conversación (por supuesto de forma metafórica): “Está claro. No voy a quemar la biblioteca”.

Es realmente llamativo cómo funciona nuestro subconsciente. No tengo muy claro si es del todo casual la coincidencia entre el libro elegido para leer entero, el tuit escrito después, el comentario realizado  por la mañana y el hecho de que junto a la cola del préstamo, sobre una mesa, estuviera expuesta junto con otras, esa novela que he leído dos veces y que me inquieta y entristece tanto.

Tagged with: ,

Como una carrera.

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 02/07/2012

No pienso caer en el lugar común ese de… “La vida es como ____________”.  Aunque a veces se le parezca mucho.

Tagged with: ,

¿alguien sabe…

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 21/06/2012
Tagged with: ,

De círculos perfectos.

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 17/06/2012

Nunca un libro resultó tan útil. A ella, sin imaginarlo aún, le iba a servir para sostener su vida durante casi cinco años. En realidad habían sido dos libros, dos ejemplares, pero un sólo título.

El primero de ellos ni siquiera lo había leído. Posiblemente, en aquel tiempo no sabía ni que existia y mucho menos podía imaginar que alguien lo estaba leyendo por ella y para ella. Gracias a aquella lectura “ajena”, ella podía cumplir alguno de sus deseos sin el riesgo que conlleva la materialización de ciertos deseos.

El segundo ejemplar sí llegó a sus manos, sus ojos y a algún lugar más profundo de su cuerpo. Su lectura y sus consecuencias no fueron relevantes en un primer momento. Sólo cuando el libro volvió a cambiar de manos, de ojos y de entrañas por iniciativa de ella, reveló su utildad de nuevo. Esta vez, una doble utilidad: generar un recuerdo presuntamente permanente y, tiempo después, cerrar un círculo perfecto. Tristemente perfecto.

Tagged with:

escapando

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 17/06/2012

Se levantó bastante después de despertarse y sin haber descansado. Una vez en pie, no se cumplió el ritual repetido decenas de veces sino que todo fue transcurriendo de una manera fría y como desangelada.

Cuando cogió el coche parecía un autómata, más bien un dummy que no siente ni padece aunque sufra un golpe espectacular. Sólo al llegar a su destino hubo unos minutos que recordaban a los de casi siempre. Quizá por aquello de la pertenencia a un grupo y por adecuarse a los convencionalismos sociales del momento y de la situación, la última hora antes de la salida se ajustaba al guión habitual.

Incluso, la primera parte de la carrera fue, podría decirse, impecable. Todo parecía funcionar hasta el segundo avituallamiento, cuando un chorro de agua mayor y más frío de lo normal dejó su cabeza helada y un escalofrío demasiado persistente a lo largo de su columna vertebral. A partir de ahí, malestar físico, respiraciones desacompasadas y pensamientos negativos recurrentes que oprimían en el pecho cada vez más.

A las diez en punto, pasaba por tercera vez junto a la Catedral. Una, dos, tres, cuatro campanadas. Dos más, otras dos y dos más. Cinco campanadas más. Y otras cuatro. Sólo dejaron de sonar las campanas cuando escuchó la sirena.

Tagged with: , ,

convergencia de planos

Posted in Uncategorized by nachoenfuga on 15/06/2012

Begoña y Jesús Mari, sin imaginar el motivo, estaban manteniendo su última discusión. En minutos habían salido a relucir, no se sabe muy bien cómo, aquella historia vieja  junto al frontón, el cumpleaños de Josean o la verbena en Deba de hacía ya  seis veranos, recién proclamada la República. El resentimiento, la pena y algunos gritos llenaban la sala en aquellos momentos. Tanto era así, que durante unos segundos no percibieron el sonido de las sirenas. Sólo al escuchar el ruido de los motores sobre sus cabezas, salieron de su mundo particular. Esa tarde del 26 de Abril no tuvieron tiempo siquiera de levantar a los niños de la siesta.

Tagged with:
A %d blogueros les gusta esto: